Escrito por

Trabajo de Fuerza en las Mujeres | Consejos Sculpture Gym

Antes de nada cabe decir que debemos entender el trabajo de fuerza no solamente como algo muscular sino como algo importante también a nivel óseo, dato a tener muy en cuenta ya que un buen trabajo de fuerza nos proporcionará una importante mejora en cuanto a nuestra densidad ósea (muy recomendado para prevención de la tan temida osteoporosis en la mujer).

guia-de-ejercicios-musculacion-para-la-mujer

Pero, ¿por qué la mujer en general es tan reacia al entrenamiento de fuerza?

  • Creen erróneamente que si entrenan a fuerza perderán su feminidad y que prácticamente se transformarán en un hombre, con sus cambios de voz, sus músculos…
  • No solo se puede trabajar con mancuernas, hay bandas elásticas, TRX, balones medicinales, balones suizos y más alternativas para hacer lo más ameno posible las clases en sala.
  • Como profesionales del sector, debemos inculcar que las prisas generalmente no son buenas respecto a los entrenos. Hay movimientos y ejercicios concretos sobre los que se puede trabajar con rapidez, pero también hay otros en los que debemos de trabajar con lentitud y con movimientos negativos.
  • Debemos hacerlas entender que el cuerpo es un todo. Es igualmente importante trabajar el tren superior del cuerpo como el inferior, aunque tengamos un especial interés por nuestra morfología en el trabajo de éste, eliminando poco a poco los tabúes establecidos por la mujer en el entreno de fuerza.

Beneficios del entrenamiento de fuerza en la mujer

Beneficios-del-entrenamiento-de-fuerza-en-la-mujer

  • Al realizar un trabajo de fuerza, previamente estudiado por un profesional, y enfocado éste a la pérdida de grasa con un tono adecuado tendremos un gasto calórico diario más elevado.
  • Libera estrés (por segregación hormonal).
  • Como comentamos antes hay un aumento de la densidad mineral ósea (prevención de osteoporosis).
  • Aumento de la propiocepción y corrección postural eliminando o rebajando riesgos sobre todo en la zona de la espalda.
  • Mejora el umbral de esfuerzo, pudiendo adaptarlo también a la vida cotidiana.

Por todo ello, debemos entender que la fuerza puede ser entrenada de varias maneras, pudiendo lograr con ello beneficios a corto y largo plazo.

Podemos realizar entrenamientos de “alta intensidad” basándonos en la alternancia de periodos cortos e intensos con periodos de recuperación activa. Con ello logramos un entrenamiento más atractivo desde el punto de vista femenino, ameno y lo más importante, con una importante carga cardiovascular (alrededor del 80% de nuestra frecuencia cardiaca máxima aprox.), produciendo así unas importantes mejoras tanto el el sistema aeróbico como anaeróbico, con una importante mejoría en la composición corporal aumentando el metabolismo basal, con la consiguiente quema de grasas y con un importante endurecimiento y “antiflacidez” en la musculatura de la mujer.

mejoras-tanto-el el-sistema-aerobico-como-anaerobico

En definitiva, es muy interesante para la mujer ya que no mueven grandes pesos con lo que desaparecerán esos miedos a desarrollar grandes brazos o piernas.

Sigue a Jose Belanche en Twitter: @Sculpturelega

O entrena con él en: C/ Pedro Mendoza 6, esquina con Doctor Fleming

RutinasEntrenamiento

Newsletter